Empresas mexicanas optan por elevar los precios para combatir la inflación

Ante el reciente problema de inflación, las empresas en México, han optado por elevar los precios o disminuir el contenido de sus productos

0
71
elevar los precios P

La inflación sigue azotando a nuestro país, y empresas mexicanas, como Gruma, Bimbo y Bachoco; han decidido, elevar el precio de sus productos, pausar la producción de alguno o reducir el contenido de los mismos, a cambio de no reportar pérdidas durante este trimestre.

Elevar los precios

El primer ejemplo, ocurre con la compañía mexicana Bachoco, la cual decidió, durante principios de 2022, realizar actualizaciones en sus precios, ajustándolos a la inflación que afecta nuestro país; el resultado, unas ventas de $24,367 millones de pesos, un aumento del 25.9% en ventas, en comparación con el 2021.

En la mismo situación, Grupo Bimbo, optó también por elevar los precios de sus productos, además de que se separó de su negocio de dulces y confitería, el cual puso a la venta; posteriormente empresas como Lala y Gruma, también llevarían a cabo el alza de precios.

Reducir el contenido

Otras empresas, como Arca Continental, la cual gestiona los productos de la reconocida familia Coca Cola, además del alza de precios, optaron por reducir el contenido de sus productos; este fenómeno, del que ya hemos hablado en Soleste, conocido como deflación, es un ajuste en el contenido, para no afectar las ganancias.

En el caso de la línea de productos de Coca Cola, se decidió por crear diferentes tamaños en PET, además de los clásicos como 3 litros, 2.5 litros, 1 litro y 600 mililitros; es así como hemos visto aparecer cantidades intermedias como: 1.7 litros, 1.3 litros, 500 mililitros, 355 mililitros y 250 mililitros, este último conocido como “Amigo del Bolsillo”.

Estas medidas han demostrado una mejoría, en relación a los números que se presentaban en el primer trimestre del 2021, en donde se veía un número menor de consumidores de refresco; por lo que la estrategia en este 2022, mostró un crecimiento del 11%, unos 8,527 millones de pesos mexicanos.

La respuesta del gobierno

Por su parte el Gobierno Federal, ha prometido mantenerse al margen en la subida de precios, pues considera que esta, es decisión de las compañías; por lo pronto, su estrategia es la de mantener “cero aranceles”, durante seis meses, para la importación de insumos como la harina, el maíz, el sorgo, el trigo y sus derivados.

Para los empresarios, la respuesta de la federación, le ha resultado insuficiente; más el mandatario en México, ha declarado que la estrategia por el momento, está orientada a apoyar al campo y aumentar la producción de materia prima como frijol, maíz, trigo, arroz, entre otros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí