Dinero digital, bitcoin y otras criptomonedas

Las criptomonedas se han vuelto un tema popular en el mundo actual, y desde Soleste, te explicamos que son y cómo funcionan estas divisas digitales.

0
398
Bitcoin Portada
Es posible ver reproducciones físicas del Bitcoin, pero estas no tienen ningun valor, puesto que todo el sistema es digital. Fuente: Solesteview.

Me dirigía al trabajo en el transporte público por la mañana, cuando una plática llamó mi atención y me sacó de mis pensamientos; busqué en el laberinto de cubrebocas, y allí, al fondo del colectivo, dos señoras con “morraletas” bajo el brazo, hablaban a viva voz sobre el Bitcoin y sus beneficios.

Debo admitir, que más que confundido, me sentí alegre, era un tema poco común, en el lugar menos esperado, y de interlocutoras casi improbables; pero ahí estaban, con la responsabilidad del hogar a cuestas e intercambiando ideas sobre divisas digitales.

La satisfacción pronto se difuminó al entender que una de ellas, intentaba convencer a la otra de entregarle un único pago de $5,000 mxn, con la esperanza de recibir $1,000 cada mes durante todo el año, duplicando así lo invertido; una estafa piramidal a todas luces, lejos del funcionamiento de las criptodivisas.

Ahorro en sobres Quizás te interese leer:

Existen retos de ahorro que parecen estar fuera de nuestro alcance, como el challenge de ahorrar en sobres durante 365 días, pero siempre, podemos ajustarlos a nuestros ingresos y mejorar nuestro hábito de ahorro.

¿Qué es el dinero?

Empecemos con la básico: el dinero; en un principio el dinero se soportaba en el valor del metal en que era acuñado, al tener el cobre, el bronce, la plata y el oro, un valor más estable y seguro, era más fácil de intercambiar por otros productos.

Más tarde, el dinero se soportará en la estabilidad económica de cada sociedad, con lo que se podrán combinar diferentes metales en las monedas, y nacerá el billete o papel moneda, de mayor portabilidad.

En la era digital, nuestro dinero, se representa en números en una pantalla electrónica, y está gestionado por la banca, avalado por el Estado, y aceptado por la sociedad para establecer intercambios, su solidez se basa en el funcionamiento de esta estructura.

Por su parte, una criptomoneda, es netamente digital, al crearse cada “moneda” se enlaza a una clave criptográfica; su gestión se encuentra en sus propios usuarios y la información se respalda en sus equipos de cómputo, impidiendo su modificación o falsificación.

Billetes
Desde su origen, el dinero ha evolucionado; desde tener soporte en el valor de los metales preciosos, hasta la confianza en la estabilidad económica de una sociedad. Fuente: Solesteview

¿Cómo nacen las criptomonedas?

En 2008, “Satoshi Nakamoto” presentó un artículo en internet, que describía un sistema de pagos haciendo uso del P2P, el mismo que usábamos para descargar archivos, música y películas, en los programas Ares, Emule, Lime, etc., a inicios del dos mil, y que aún perdura con el Bitorrent.

Para el siguiente año, el sistema fue presentado por “Nakamoto”, con el nombre de Bitcoin, al principio atrajo la atención de algunos curiosos y poco a poco empezó a ser aceptado como medio de pago en algunos comercios en línea, dándole con esto el valor que se buscaba.

Si bien el mayor renombre está en el Bitcoin, otras monedas como el Ethereum, el Litecoin, el Ripple y el Dash, entre otros, también han ido incrementando su presencia en internet.

 

Bitcoin 2
Satoshi Nakamoto, es un seudonimo y a la fecha, se desconoce el nombre del fundador del Bitcoin, quien es considerado una de las 20 personas más ricas del mundo. Fuente: Solesteview

¿Cómo funcionan las criptomonedas?

Cada que se genera una criptomoneda, estas son ligados a una “contraseña” cripográfica, lo que le da seguridad; digamos que cuando adquirimos una bitcoin, lo que en realidad adquirimos es la clave o el acceso a esta.

Para adquirir una criptomoneda, es necesario primero tener un espacio en donde almacenarlo, por lo que al igual que cuando elegimos un banco para abrir una cuenta; aquí, elegiremos un prestador de servicios para tener una cartera digital o “wallet”, en donde guardaremos las claves que validan nuestra moneda virtual.

Ya que tenemos el espacio para guardar criptodivisas, necesitamos alguien que nos venda o cambie; así que, de la misma manera en que acudimos a los bancos o casas de cambio, a intercambiar dólares por pesos o viceversa; tendremos que elegir a una organización que nos cambie, nuestro dinero por criptomonedas, a estos servidores, se les conoce como “exchange”.

A partir de este punto, podemos adquirir productos o servicios en los negocios en dónde acepten bitcoins; o bien, guardar nuestro dinero esperando a que este, suba de valor, para luego ir al “exchange” y convertirle a nuestra moneda local, obteniendo así mayor dinero del que invertimos.

Cochinito ahorro Quizás te interese leer:

La importancia de crear una reserva de dinero, para poder sortear tiempos críticos

 

¿Por qué suben tanto de valor las criptomonedas?

Al principio, el bitcoin ganó popularidad por el anonimato que ofrece hasta la fecha, a sus usuarios; esto permitía que algunos comercios vendieran bienes y servicios de dudosa ética, sin repercusiones para el vendedor o el comprador.

Cuando cerraron Silkroad en 2014, una página web en dónde se permitía vender de todo, el bitcoin descendió en valores; pero poco a poco se fue recuperando, y al ver que otros negocios lo aceptaban y que su valor cada vez más subía, dio lugar a una furtiva demanda por parte de los usuarios, con la promesa de aumentar su inversión.

El ultimo empujón, se lo dio la reglamentación de las monedas virtuales y los inversionistas institucionales; además de compañías de renombre como Tesla, que permiten la adquisición de sus productos por medio de esta divisa.

Gráfica del Bitcoin
La evolución en el valor del Bitcoin con respecto al dolar, ha ido fluctuando, hasta acelerarse y ascender en años recientes. Fuente: Statista.

En conclusión

Desde su concepción y hasta el 2017, el Bitcoin fue aumentando su valor hasta cerrar con un valor aproximado de $334 mil mxn; a 2021, un Bitcoin cuesta poco más del millón de pesos mexicanos; para adquirir una diezmilésima parte: $0.0006BTC, debemos invertir $700 mxn.

Pese a explicarlo, lo mejor es experimentar el proceso de adquisición de las criptomonedas, siendo lo recomendable, adquirirlas en un momento en que desciendan su valor y venderlas cuando estas vayan al alza.

Y no, no permitas que tu vecino, amigo o conocido, te pida una cantidad de dinero para invertir en criptomonedas, si ni siquiera cuenta con una cartera digital o no tenga conocimientos de estas divisas digitales, pues más que seguro, te quiera ingresar en una estafa piramidal.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí